meridianopolitico

0
www.meridianopolitico.com/ 
28/Noviembre/2016 
Rodolfo Flores. 
Agencia ReporteCiudadano
Tuxtla Gutiérrez.- Obreros, pequeños comerciantes, ejidatarios, volqueteros y habitantes de Chicoasén hacen un llamado desesperado para que de una vez por todas se ponga un alto a los actos terroristas ordenados por la diputada y líderesa sindical María de Jesús Olvera Mejía. 
 
En una reunión sostenida este fin de semana en aquel municipio se expuso la grave situación en la que se encuentra la población, que padece una severa crisis:  los hombres del pueblo están migrando a otros estado para tener trabajo, un bloqueo que permanece desde hace meses,  así como el riesgo latente  de un enfrentamiento, es el panorama que se vive en Chicoasén propiciado por Olvera Mejia. 
 
Recordaron que la ambición de la corrupta mujer no tiene límites pues amparada por el fuero que le  confiere su cargo se encargó de acabar con el proyecto de la obra Chicoasén ll, al meter por la fuerza a la CTM, aun cuando había sido otorgada legalemente a otro sindicato. 
 
Además de eso la diputada del PRI a mandado a golpear  quienes no están de acuerdo en su manera de operar.  Al crear un conflicto interno formando grupos de choque en la obra y en el municipio de Chicoasén, los trabajos fueron suspendidos lo que dejó a cientos de obreros sin trabajo. 
 
Maricela López López manifestó que Olvera Mejía es una jefa delincuencial, pues las amenazas de muerte han sido una constante en su proceder,  junto con Alvaro mejor conocido como El Machete y José Ángel Hernádez López, han sembrado el terror en la zona. 
 
"Como diputada no sirve para nada, está trayendo problemas al estado. Cuando fuimos a la Cámara de Senadores a exigir la reactivación del proyecto,  nos mandó a golpear con un grupo de choque liderado por su hijo", agregó. 
 
 Aunado a ello el sindicato de la CTM está robando el material que se encuentra resguardado en la obra, estos actos son cometidos en las madrugadas, así mismo la maquinaria pesada es sacada del lugar para realizar otros trabajos y cobrar hasta diez mil pesos para máquina, acusaron.  
 
La prepotencia, arrogancia, violencia y ambición desmedida de la diputada han vuelto a Chicoasén  un municipio sitiado, de familias que se han tenido que desintegrar por la falta de oportunidades y un pueblo dividido. 
 
La obra Chicoasén ll representaba la oportunidad para que los habitantes no salieran a buscar trabajo, los negocios locales obtuvieran ingresos seguros y las familiar pudieran pensar en avanzar en  el plano material y quizá hasta  para ahorrar unos pesos, pero todo se fue por la borda por la ambición de una mujer que hasta el momento no da una muestra de razón y se retire del lugar para que la obra sea retomada.  
 
En esta reunión cada uno de los participantes y representantes de volqueteros,obreros, amas de casa e incluso personas de la tercera edad levantó la voz para pedir al gobernador del estado que también tiene responsabilidad al tolerar a funcionarios de esa calaña, para que se resuelva el conflicto que ha perjudicado a toda una región del estado. 
 
Lamentaron que el poder de una persona pueda más que la razón y que esté por encima de las leyes estatales y federales. 
 
"Estamos luchando por la vía legal y así seguiremos, pero cuando el pueblo no aguante y decida sacar a los matones de la diputada y rescatar la obra, iremos dispuestos a todo, porque la dignidad tiene límite pero esa bandida mujer no, no más intromisión de Olvera Mejía en Chicoasén", sentenciaron. 
 



 

Publicar un comentario

 
Top