meridianopolitico

0
www.meridianopolitico.com/ 
27/Septiembre/2016 
En Síntesis…
Lazzeri y sus millones por los diezmos en la SCT
Vinicio Portela Hernández
La pareja moderna de la política en todo México es el binomio “corrupción-impunidad” la cual deja en estado de indefensión a la población en general, pero siempre los más afectado son los que menos tiene, la más jodidos.

En todas las esferas de la política; sea municipal, estatal o federal, los actos de corrupción siempre van acompañados por la impunidad al no llevar a los tribunales a los funcionarios que utilizan sus puestos para beneficiarse, enriquecerse y enriquecer a cercanos a ellos. El caso es hacer daño a la ciudadanía sin que esta pueda hacer nada en contra de esta clase y solo se conforma con ver como los recursos públicos se van a las arcas de los más deshonestos y bandidos.

En la Secretaria de Comunicaciones y Transportes, en específico en el Centro SCT Chiapas se está viviendo una temporada de arpías y carroñeros, donde desde la más alta cúpula se hacen negocios turbios al amparo de que en este país no pasa nada.


Mario Jesús Lazzeri Lozano funge como Director General de la SCT en la entidad, el es el responsable de licitar cientos de millones de pesos para la infraestructura carretera, ferroviaria y de aeropuertos, por sus manos pasan muchos proyectos de obras necesarios para la buena comunicación entre los poblados, ciudades y otros estados, sin embargo esta gran responsabilidad la ha hecho un negocio redondo, que le deja muchos dividendos al Ingeniero.

Y es que el caminito del dinero en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en Chiapas es muy concreto, los contratistas que quieran una obra pasan con el Directo General, Mario Jesús Lazzeri Lozano, quien desde su trono ordena a su Secretario Particular, de nombre Jesús Abraham Medina Gómez, se les atienda, Abraham a su vez investiga que tipo de convocatoria está interesado el constructor, la cual puede ser: Licitación Pública, que consta de obras por más de 10 millones de pesos; Invitación a tres o más personas, que son menores a 10 millones y Adjudicación Directa que son menores a los dos y medio millones de pesos.

Luego de obtener esta información, el Secretario Particular, después de los concursos, y sabedor quien es el ganador, se le acerca al contratista y muy sutilmente le enseña la pantalla de su computadora y lea las instrucciones donde detalla que para hacerse de dichos contratos deberá dar en efectivo el 10 por ciento de los recursos de la obra, por lo que los constructores deberán seguir al pie de la letra los nombres, teléfonos y lugares públicos donde van a ser la entrega del diezmo.

Cuando los interesados son personas de confianza o quieren que ellos salgan ganadores en alguna contratación, Lazzeri, a través de Medina Gómez les facilitan el presupuesto base de esa obra, recomendándoles que disminuyan el valor presupuestal un cinco por ciento y así garantizar la contratación de sus servicios, claro está que de ese porcentaje que le bajaron debe también descontarse el 10 por ciento para el Director General.

Esta práctica en la SCT Chiapas es tan común que hay muchos contratistas, que ya se sabe la maña, hasta adelantan el diezmo para ser tomados en cuenta en los concursos de obras públicas.

Esto sin contar que para las Adjudicaciones Directas la corrupción es más evidente, ya que las entregan a incondicionales, familiares de políticos y hasta ellos mismos, como es el caso del Secretario Particular Abraham Medina que hasta tiene su propia empresa de nombre Constructora Morales Zenteno y Cia, S. A. de C. V. y hasta se adjudica obras. Que detallaré en una entrega próxima.

Pero eso no es todo, para don Jesús Abraham sus nombres bíblicos también le traen sus milagros, ya que aparte de pedir el diezmo para su jefe Lazzeri Lozano, por afuera de esa negociación solicita otro cinco por ciento para otorgar más ayuda y garantizar los contratos.

Y si hacemos números, entre el porcentaje que se deben bajar por saber el presupuesto base de la obra (cinco por ciento), el diezmo y el pizcuy que se lleva el Secretario Particular (otros cinco por ciento), además de las ganancias para el contratista (entre un 15 al 20 por ciento) las obras que se realizan en Chiapas se hacen con un déficit del 40 por ciento y es por ello que vemos carreteras con hoyos, deslaves, derrumbes, sin desyerbar, sin señalamientos y sin pintar, ya que los constructores deben hacer magia con el 60 por ciento del costo.

Esta problemática es alarmante, no solo en los caminos, también en temas ferroviarios y de aeropuertos, donde los recursos son muy pocos para la obra porque casi la mitad se va en corrupción.

Y las ganancias son millonarias, solo contando los rubros de Conservación de Carreteras, que todos los años son presupuestos fijos; Carreteras Alimentadoras, las que mayormente se hacen en Chiapas por que unen a las pequeñas poblaciones con sus cabeceras municipales; la Ampliación y Nuevas Carreteras Federales y las Emergencias en dichas vías de comunicación, que por la temporada de lluvias y sismos siempre se ven afectadas; estaríamos sacando cifras de más de 60 millones de pesos anuales solo por el diezmo.

Esta es una actividad criminal del Director General de la SCT Chiapas, Mario Jesús Lazzeri Lozano, y de su Secretario Particular, Jesús Abraham Medina Gómez, quienes se están haciendo inmensamente ricos dandole en la torre a las vías de comunicación en la entidad.
Pero esta acción son hechas por profesionales de la corrupción ya que Lazzeri Lozano hace todo estos negocios a través de Medina Gómez quien ni aparece en la estructura de la SCT Chiapas, es por ello que las autoridades estatales deberán exigir a la federación cuantas claras, porque las carreteras en estos momentos están muy sucias.

Terminé
Comentarios en:
Twitter: @Vinicio_Portela
Facebook:@VinicioPortelaMx

Publicar un comentario

 
Top